Sindicalismo español anuncia protestas contra gobierno de Rajoy

Madrid, 14 feb (PL) Las dos principales organizaciones sindicales de España anunciaron hoy un calendario de movilizaciones ante lo que consideran escasa voluntad del gobierno conservador de Mariano Rajoy de revertir sus regresivas políticas económicas.

Los líderes de Comisiones Obreras (CC.OO.), Ignacio Fernández Toxo, y de la Unión General de Trabajadores (UGT), José Álvarez, confirmaron en una rueda de prensa que las protestas comenzarán el próximo domingo para exigir empleo y salarios dignos.

Ante las subidas de precios y la pérdida de poder adquisitivo, las dos mayores centrales obreras dijeron que realizarán manifestaciones en más de 40 ciudades del país ibérico, a las cuales se sumarán partidos de izquierda representados en el Congreso de los Diputados.

Fernández Toxo y Álvarez adelantaron, además, que el venidero 22 de febrero habrá concentraciones ante las sedes de las organizaciones empresariales de toda España y de las delegaciones de Gobierno para desbloquear la negociación colectiva sobre salarios.

El tiempo se agotó, estamos en los minutos de prórroga, advirtió el secretario general de CC.OO., luego de dos meses sin diálogo con la patronal.

Álvarez, por su parte, subrayó que sin la presión social en empresas y en la calle, difícilmente 'vamos a saltar los límites que el propio presidente del Gobierno puso en noviembre', en alusión a la reunión mantenida por ambos dirigentes con Rajoy.

Tras ese encuentro, los sindicatos se quejaron de la ausencia de un compromiso concreto por parte del Ejecutivo para resolver los problemas de precariedad laboral y desempleo, en un país con la segunda tasa de paro más alta de Europa.

En su reunión con los líderes sindicales, Rajoy puso entonces dos líneas rojas sobre la mesa: la estabilidad presupuestaria comprometida con la Unión Europea y la impugnada reforma laboral aprobada por su administración en 2012.

Tenemos que combinar negociación con movilizaciones, coincidieron este martes los máximos representantes de CC.OO. y la UGT, quienes animaron a la gente a salir a la calle para visualizar sus demandas y romper con la actual situación.

Necesitamos medidas urgentes, insistieron Fernández Toxo y Álvarez, que no descartaron ningún escenario de movilización, en clara alusión a una posible huelga general para lograr una respuesta satisfactoria a sus reivindicaciones.

lam/edu