Desde julio del presente año hemos denunciado y rechazado sistematicamente la vulneración de la Rama Judicial por parte del actual Gobierno sobre todo en contra de la independencia de esta rama del poder, para mantener el equilibro de los mismos y que nos mantiene como una democracia. 

En este momento destacamos dos hechos alarmantes a los que se han venido sumando: 

  1. La amenaza de investigación masiva e indiscriminada por la Comisión de Disciplina Judicial de investigar a los jueces del país por no prescripción de títulos judiciales.
  2. La ofensiva en medios masivos y declaraciones oficiales de Ministros y en particular el mismo Presidente de la Republica contra la Juez 3 Administrativa que por medio de fallo de tutela ordenó inaplicar el contenido del art 125 del proyecto de ley de presupuesto de la Nación. El Presidente en un acto del Rey Soberano desestimó hacer caso de los fallos de jueces, hizo alusión expresa y equivocada sobre los alcances de ese fallo y así incentivó a los demás servidores públicos del país a desacatar los “fallos y fallas